domingo, 23 de agosto de 2015

El editorial de Satanás (351)

Determinados redactores periodísticos no cesan de consumir el "agua de arroz", que según el genial Ambrose Bierce se considera rica en obtusita y letargina y debe ser preparada en una noche de niebla por una bruja gorda de la Ciénaga Lúgubre.

La maldad no sólo se refleja en el acto dañino hacia los seres de la Naturaleza, sino en el deseo constante de producir ese mal con fines partidistas o codiciosos. El Periódico de Catalunya, que es el medio más sectario de cuantos se publican en España, se despacha hoy (24 de enero de 2005) con un inicuo editorial, ¡uno más!, titulado “Vuelven los ultras”, elaborado sin duda por el propio Satanás, espíritu maligno camuflado hace tiempo en su plantilla de redactores. Bien, pues no me resisto a analizar las apenas 200 palabras del editorial, que está claro fueron reunidas para destilar inmoralidad en perjuicio del, para ellos, enemigo político, o sea, el PP. Al objeto de facilitar el análisis, divido el texto de El Periódico en cinco párrafos :

1. Los lamentables incidentes ocurridos durante la manifestación convocada el sábado en Madrid por la Asociación de Víctimas del Terrorismo revelan que hay en España un sector ultraderechista que se ha movilizado en un momento político muy delicado para el país tras ser jaleado desde determinados medios de comunicación.

1. Cierto, hubo un lamentable incidente: Los insultos a Bono y el intento de agredirle por parte de algún desgraciado (posteriormente se supo que Bono había presentado una denuncia falsa y excarcelaron a los dos ancianos objeto de esa denuncia). Los otros incidentes, convertidos por Satanás en lamentables y en plurales, son fruto de la imaginación del editorialista. Media un abismo, por tanto, entre la realidad y la conclusión a la que llega Satanás en El Periódico, cuando, con el visto bueno de su cínico director, si es que no ha sido el propio Franco quien lo ha redactado, afirma que en España hay un sector ultraderechista que se ha movilizado. Un sector que no cuantifica porque pretende inhabilitar a todos los manifestantes y despeñarlos a ese abismo que se cita. Satanás alude también al “momento político muy delicado” —que en realidad es el más grave momento político de la era democrática y atribuible al PSOE—, como si los manifestantes en su conjunto hubiesen procedido de un modo ilegal o las víctimas del terror no merecieran el apoyo de nadie. Eso sí, Satanás afirma que el sector ultraderechista fue jaleado desde determinados medios que no cita, ni ofrece ejemplo alguno de tales exhortaciones pecaminosas. Lo que demuestra que Satanás, además de ser un malvado de tomo y lomo, es un cagueta de los que arroja la piedra y esconde los cuernos.


2. Quienes insultaron, abuchearon y, en algún caso, intentaron agredir a los representantes del Gobierno y del PSOE presentes en el acto lo hacían con consignas prefabricadas por quienes expanden la falsedad de que sólo el PP planta cara a los terroristas y defiende a las víctimas.

2. En este punto Satanás habla de los abucheos e insultos a los representantes del Gobierno o del PSOE presentes en el acto. Lo hace como si se hubieran presentado el Gobierno en pleno y toda la Ejecutiva del partido. A juzgar por las crónicas que uno ha leído, en realidad apenas llegaron a la media docena los representantes del “Poder” (término más preciso para definirles) que quisieron acercarse a mostrar su solidaridad con las víctimas, varios de ellos a título particular y en discrepancia notoria con su partido, como fue el caso de Rosa Díez. La manifestación no era del PSOE y podría jurarse que muchos de sus miembros la evitaron porque fueron incapaces de convertirla en antiPP, único motivo que a los sectarios y a los titiriteros les impulsa a echarse a la calle. El infame Satanás, valga la redundancia, da por hecho que los manifestantes llevaban consignas prefabricadas por quienes expanden la falsedad (sic) de que sólo el PP planta cara a los terroristas y defiende a las víctimas. He aquí una frase escapada del subconsciente de Satanás a la que extrayéndole la palabra “falsedad” la convertimos en una verdad casi absoluta, pues sólo el PP dignificó durante su mandato la situación de las víctimas, tan olvidadas por Mister X, y más tarde sólo el PP fue capaz de poner contra las cuerdas a una ETA a la que hoy el socialismo le ofrece el boca a boca mediante su dolce far niente político y su confabularse con cualquier grupúsculo que pretenda la ruptura de la nación española.

3. Curiosamente, buscaban elevar la crispación en un momento en el que se han abierto ciertas esperanzas de acabar definitivamente con el terrorismo de ETA.

3. En el punto tercero, tres veces falso y endemoniado, Satanás encizaña a sus lectores afirmando lo que pretendían los manifestantes: “elevar la crispación en un momento...”. No dice Satanás en qué consisten esas esperanzas ni qué se va a entregar a cambio de acabar con el terrorismo. Una entrega que, cuanto menos, supondrá que los asesinos se paseen con toda libertad ante las familiares de los asesinados. No, Satanás se limita a atribuirles a los manifestantes el deseo de crispar. Así convierte a las víctimas en alborotadores y camorristas y lo hace mediante un juicio de intenciones que, como se sabe, constituye la mayor de las bajezas morales.

4. Pero la ruidosa reaparición de los ultras se produce también en pleno debate democrático sobre la reforma de la Constitución y de los estatutos autonómicos de Catalunya y Euskadi.

4. En este párrafo Satanás, además de volver a usar toda su ignominia para reiterarles la condición de ultras a los manifestantes, en contradicción con el anterior eufemismo de “momento político muy delicado”, ahora asegura que nos hallamos en “pleno debate democrático sobre la reforma de la Constitución y de los estatutos de Catalunya y Euskadi”. Es decir, el “momento muy delicado” escogido por las víctimas ha pasado por obra y gracia de una pirueta diabólica a convertirse en una especie de momento glorioso donde el debate democrático es pleno. Satanás, sólo un miserable como tú puede calificar de debate y de democrático el apaño continuado de un partido que gobierna (es un decir) gracias a quienes sin democracia alguna y sin debate pretenden imponer cambios gravísimos en la Constitución y en el estatuto de Cataluña. Lo del País Vasco, además, no sé por qué lo incluyes en el debate democrático pleno, cuando el Plan Ibarreche ni ha sido debatido aún por las Cortes, ni es democrático, ni respeta la Constitución. Pero claro, el párrafo 4 no alcanzaba la categoría de infamia y tú, Satanás, quisiste ponerle la guinda de la falsedad para que te quedara redondo, falaz y acorde con el resto del impúdico editorial.

5. Que los energúmenos que trataron de agredir al ministro de Defensa, José Bono, vitorearan al exministro del Interior Ángel Acebes demuestra que al amparo de las víctimas del terrorismo se esconden quienes no han aceptado el resultado de las elecciones del 14-M.

5. Ya me extrañaba a mí que Satanás no acabase culpando al PP de cualquier incidente. Pues bien, lo hace descaradamente en el punto 5, cuando cita que los energúmenos agresores vitorearon a Ángel Acebes. Se piensa Satanás que cualquier pobre diablo es de su condición y nunca actúa sin el acicate frenético de un partido. No, Satanás, si bien inadecuadamente, la gente se conduce a veces por hastío y usa la rabia espontánea frente a los miserables o los hipócritas. Un miserable, en este caso, que hoy suprime en Talarn lo de ‘En defensa de España hasta morir’ y mañana va de populista por la vida llenándose la boca de españolidad. Convendría resaltar, finalmente, que Satanás no ha podido eludir una última mención falsaria a los que no [supuesta y falsamente] han aceptado el resultado de las elecciones del 14-M; ocultos, según Satanás, al amparo de las víctimas del terrorismo.

PD: El genial Ambrose G. Bierce, en su Diccionario del Diablo, hace mención del “agua de arroz” y la define de este modo: Bebida mística usada secretamente por nuestros novelistas y poetas más populares para regularizar la imaginación y narcotizar la conciencia. Se la considera rica en obtusita y letargina y debe ser preparada en una noche de niebla por una bruja gorda de la Ciénaga Lúgubre. Si cambiamos a los novelistas y poetas por redactores y editorialistas del Periódico de Catalunya, el resultado es el mismo: Un gran consumo de agua de arroz procedente de la ciénaga moral de sus conciencias, que luego vierten en las páginas impresas con el propósito de narcotizar a los lectores. No, esto no es un juicio de intenciones, es la constatación de una trayectoria siniestra a cargo de un medio de prensa muy poco ético.

Artículo revisado, insertado inicialmente el 24 de enero de 2005 en Batiburrillo de RedLiberal


Nota: Aseguraría que el artículo, aun cuando tiene algo más de 10 años, describe con cierto realismo el comportamiento actual de la prensa de izquierdas y de un socialismo encabezado por el radical Pedro Sánchez al que a mi juicio solo le guía un propósito, entregar sus votos al partido que sea o pedir a los suyos que se abstengan —Compromís (independentista), Bildu (filoetarra), la Cup (independentista) o cualquiera de las franquicias populistas con las que dijo que nunca pactaría— con tal de que el Partido Popular no gobierne. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Comentarios moderados.